Acné: consejos para cuidarlo en verano y a la vuelta de vacaciones

0

Las personas que sufren de acné pueden ver mejorada esta afección de la piel durante las primeras exposiciones solares del verano. No obstante, esto es un “espejismo” ya que la reducción de los granos en la piel se debe a las propiedades antinflamatorias, secantes y antibacterianas del sol que reduce el exceso de grasa. Además, el bronceado esconde temporalmente las imperfecciones.

Como aspecto contraproducente del acné en verano, cuando se cesa la exposición a los rayos UVA puede ser que aparezca incluso más acné del que se tenía antes. Esto se debe a que en los folículos de la piel se acumulan grasas y el espesor de la capa cutánea es mayor por el sudor y la humedad.

Consejos para el cuidado de la piel con acné en verano:

Para empezar, es muy importante utilizar un protector solar adecuado para pieles grasas cada vez que salgamos a la calle y tomar el sol con precaución y moderación durante un tiempo no muy prolongado. Así evitaremos problemas de acné y otros derivados de la exposición solar, como pueden ser la aparición de manchas o melanomas. Otros consejos a tener en cuenta son:

  • Evitar la ingesta abusiva de alcohol: provoca el envejecimiento prematuro de nuestra piel y como consecuencia puede aparecer acné, incluso en las personas que no lo habían sufrido antes.
  • Tener una rutina diaria de cuidado de nuestra piel para asegurar su buen estado y una limpieza adecuada al menos dos veces al día.
  • Evitar la creencia popular de que las cremas hidratantes hacen que tengamos más granos y utilizar una hidratante adecuada que evite la sequedad excesiva de la piel provocada por el sol.
  • La piel se debe exfoliar pero nunca de manera abusiva porque puede causar sensibilización e inflamación.
  • Se recomienda llevar una dieta equilibrada rica en frutas y verduras y no consumir muchas grasas saturadas.
  • Es muy importante desmaquillar la piel y limpiarla, aunque no se lleve mucho maquillaje.
  • Utilizar menos o nada de maquillaje y en el caso de aplicarlo que se “oil free” o libre de aceites.
  • Evitar tocarnos los granos porque puede causar cicatrices e inflamaciones.
  • Reducir el consumo de tabaco o excluirlo debido a que empeora los problemas de acné tanto en fumadores activos como pasivos.

Recuerda

  • Es muy importante siempre usar protección solar adecuada cuando expongamos nuestra piel a los rayos solares.
  • El sol puede reducir nuestro acné en las primeras exposiciones, pero hay que prestar especial atención porque después puede empeorarlo.
  • Debemos tener una rutina diaria de cuidado de la piel limpiándola dos veces al día.
Compartir

Los comentarios están cerrados