La endometriosis, la enfermedad silenciosa

0

La endometriosis es una enfermedad crónica en la que el tejido que normalmente crece dentro del útero lo hace fuera. Esta afección la padecen generalmente mujeres en edad fértil (entre un 10-15%), aunque se han dado casos en adolescentes premenstruales y menopáusicas.

Algunos de sus síntomas pueden confundirse con el dolor menstrual por lo que muchas mujeres la padecen sin saberlo. Una de sus consecuencias es la infertilidad, en un 20% de los casos.

Causa de la endometriosis

El útero está formado por una capa muscular externa llamada miometrio y una capa mucosa interna llamada endometrio, que se expulsa del organismo durante el periodo. Cuando el endometrio crece en otras áreas (ovarios, cavidad pélvica, ligamentos uterinos o vejiga), hablamos de endometriosis. Aunque no se conocen las causas exactas de esta enfermedad, parece ser que se debe a que los fragmentos del endometrio que no se eliminan en la menstruación se fijan en algún órgano de la cavidad pélvica.

Algunos de los factores de riesgo de la endometriosis pueden ser:

  • Antecedentes familiares.
  • No haber tenido hijos.
  • Dar a la luz por primera vez después de los 30 años.
  • Anomalías en el útero o en el aparato genital.
  • Tener reglas de más de siete días de duración u otras irregularidades en la menstruación.
  • Enfermedades como el lupus.
  • Haberse sometido a intervenciones quirúrgicas que afectan al útero (legrado uterino, cesárea).
¿Cuáles son los síntomas?

En el 20-30% de los casos la endometriosis es asintomática y la enfermedad no presenta ningún síntoma. No obstante, los implantes de endometrio adheridos a otras partes del cuerpo responden a los cambios hormonales durante el ciclo menstrual y también sangran. Si bien esta hemorragia no se expulsa del cuerpo, sí provoca la inflamación de los tejidos que la rodean. Por lo tanto, el síntoma más común si padecemos endometriosis es dolor en el abdomen, pelvis y parte baja de la espalda, el cual suele ser más intenso durante la menstruación.

Además, otros síntomas de esta enfermedad pueden ser: dolor y trastornos intestinales, como estreñimiento y diarrea; dolor durante las relaciones sexuales; dolor al orinar durante la menstruación; reglas más abundantes y duraderas; flujo marrón antes de la menstruación y entre reglas; cansancio o fatiga; calambres menstruales (dismenorrea); infertilidad y distensión abdominal y flatulencias.

¿Cómo se diagnostica?

Diagnosticar la endometriosis no es sencillo, sobre todo porque en algunos casos no presenta síntomas claros. Para detectarla hay que realizar un examen físico completo y examinar la zona pélvica. Los procedimientos más habituales son:

  • Ecografía:es posible detectar endometriomas ováricos o infiltraciones muy profundas. Sirve sobre todo para ver en los ovarios la formación quística.
  • Resonancia magnética nuclear: se empleará en los casos de endometriosis profunda y con afectación del recto.
  • Laparoscopia: es la prueba que dará el diagnóstico definitivo de endometriosis. Esta técnica permite ver el interior del abdomen y observar las lesiones directamente. A la vez se puede proceder a la extirpación quirúrgica de las lesiones.

En las últimas investigaciones se han intentado encontrar biomarcadores de endometriosis que proporcionen un diagnóstico mediante la realización de un sencillo análisis de sangre o análisis de orina.

¿Cómo tratar la endometriosis?

Actualmente no existe ningún fármaco que cure definitivamente la endometriosis, pero hay diferentes tratamientos para hacer que la enfermedad sea lo más llevadera posible. En función de la gravedad de la sintomatología que presente la paciente, se pueden realizar los siguientes tratamientos:

  • Analgésicos: En los casos de endometriosis leve, puede ser suficiente con medicación para paliar el dolor.
  • Hormonal: Mediante la administración de hormonas es posible frenar el desarrollo del tejido endometrial, como por ejemplo con los anticonceptivos orales.
  • Quirúrgico: En los casos más graves, puede optarse por el tratamiento quirúrgico de la endometriosis.

Recuerda:

  • La endometriosis se presenta sobre todo durante la edad fértil de las mujeres.
  • Puede provocar infertilidad ya que se producen adherencias que pueden dañar las trompas y obstruirlas.
  • Si bien no existe cura para la endometriosis, si hay tratamientos para aliviar los síntomas como las pastillas anticonceptivas o los analgésicos.

 

Compartir

Deja una respuesta