Abuso de jabón y desinfectantes: cómo cuidar nuestras manos

0

Lavarse las manos es una de las mejores formas de protegernos frente a los virus y las bacterias. En la situación actual ha aumentado el lavado de manos tanto con jabón como con desinfectantes, además de otros productos de limpieza del hogar. Sin embargo, el lavado excesivo puede resultar perjudicial para el PH de nuestra piel. Debemos preocuparnos de la calidad de los productos que usamos y de cuidar nuestra piel adecuadamente. ¿Cómo podemos cuidar las manos ante el abuso del jabón?

Qué es y cómo funciona el jabón

El jabón, normalmente, es una sal sódica o potásica que resulta de la reacción química entre un álcali (hidróxido de sodio o de potasio) y un lípido, lo que se denomina saponificación. El lípido puede ser de origen vegetal (como el aceite de coco) o animal (como la manteca de cerdo). El jabón es soluble en agua.

A través de la lisis celular, proceso de ruptura de la membrana celular de células o bacterias, es cómo el jabón ayuda a que desaparezcan los microorganismos.

Beneficios de lavarse las manos con jabón

Los beneficios claros del uso del jabón son la prevención de contagiarse de enfermedades, pero hay otros muchos de los que no existe tanta constancia si los jabones son naturales y, por tanto, no presentan perfumes:

  • Las vitaminas ayudan a tratar dolencias cutáneas y heridas.
  • Hidratantes si no se usan en exceso gracias a la glicerina. Los jabones químicos, que son los que se utilizan frecuentemente para lavarse las manos, no cuentan con este beneficio
  • Higienizantes por lo que protegen de virus y bacterias.

¿Y el desinfectante de manos?

Este producto que se utiliza como alternativa al jabón, tiene como componentes principales el alcohol isopropílico, el alcohol etílico o el alcohol propílico en concentraciones comprendidas entre el 60% y el 95%. También existen geles desinfectantes sin alcohol. Este producto, funciona por la desnaturalización de las proteínas, tanto las de los virus como las de las membranas celulares de las bacterias.

¿Cómo afecta abuso del jabón en las manos?

El uso excesivo que tenemos en estas fechas del jabón y de los geles desinfectantes pueden generar daños sobre el PH, sobre la capa protectora de la piel, sequedad, ligeras irritaciones o dermatitis por reacciones alérgicas a los perfumes incorporados, además de empeorar las patologías previas de las personas con problemas de piel.

Consejos para cuidar las manos ante el abuso del jabón

Para cuidar nuestra piel, sin descuidar las indicaciones de la higiene de manos, podemos poner en práctica algunos de los siguientes consejos:

  • Usar jabones o productos de desinfección de calidad y que sean respetuosos con el PH de la piel.
  • Aclarar bien las manos con agua tras enjabonarse y frotar nuestras manos.
  • Secarse bien las manos.
  • Es recomendable utilizar una hidratante de manos específica.

Recuerda:

  • Lavarse bien las manos es muy importante para protegernos de infecciones y virus.
  • Un exceso de lavado de manos puede dañar nuestra piel, desde una leve irritación o sequedad, hasta una dermatitis.
  • Podemos seguir una serie de consejos para cuidar nuestras manos: usar un jabón de calidad, aclarar y secar bien las manos tras lavarlas, utilizar una crema hidratante específica para las manos.

 

Compartir

Los comentarios están cerrados