12 beneficios de ducharse con agua fría en invierno

0

Aunque en invierno la mayoría se ducha con agua caliente hay algunas personas que son la excepción y lo hacen en agua fría durante todo el año. Incluso, aquellos afortunados que viven en la costa, los hay que se da cada mañana un baño en el mar sin importar la temperatura. Y cada vez hay más adeptos a esta práctica debido a los numerosos beneficios que aporta a nuestra salud.

Ventajas de ducharse con agua fría:

Es una buena forma de activarnos por la mañana y empezar el día con energía. Además, son conocidas las terapias de agua fría que tienen amplios beneficios para la salud y se utilizan para tratar varias dolencias. Algunas ventajas de bañarse en agua fría son:

  1. Ayuda a mejorar la circulación de nuestro cuerpo.
  2. Regula nuestra temperatura corporal.
  3. Alivia la tensión de nuestros músculos tras realizar deporte.
  4. Consigue estimular nuestro cuerpo.
  5. Hace que nuestro sistema inmunitario se fortalezca, sobre todo el linfático.
  6. Nuestra mente se mantiene despejada y atenta.
  7. Se reducen los niveles de estrés y ansiedad.
  8. Se consigue descansar mejor durante nuestras horas de sueño.
  9. Mejora el aspecto de nuestra piel ya que consigue cerrar los poros.
  10. Proporciona más energía para realizar más cosas durante el día.
  11. Se queman muchas más calorías debido a que aumenta el metabolismo.
  12. Hace que nuestro pelo se vea más sano y brillante.

Contraindicaciones:

No obstante, bañarse en agua fría no está indicada si lo que queremos es relajar nuestro cuerpo. En ese caso debemos bañarnos con agua caliente ya que las bajas temperaturas conseguirán estimularnos.

Además, si no estamos habituados o si hay un gran cambio de temperaturas puede hacer que cojamos un catarro. Por otro lado, esta práctica no está recomendada para las personas que sufren de hipertiroidismo porque ya suelen tener una sensación de frío constante y aquellas personas que padezcan alguna dolencia cardíaca deberán tener precaución al ducharse con agua fría.

Recuerda:

  • Ducharse con agua fría es una práctica cada vez más extendida debido a los numerosos beneficios que tiene para nuestra salud.
  • Ayuda a fortalecer nuestro sistema inmunológico y a estimular la circulación.
  • Hay personas que padecen algunas enfermedades que tienen que tener precaución a la hora de bañarse con agua fría.

 

Compartir

Los comentarios están cerrados