Claves para una dieta cardiosaludable óptima

0

La alimentación influye en nuestra salud más de lo que podríamos imaginar. Comer es, indudablemente, uno de los mayores placeres de la vida, por ello es mejor aprender a hacerlo de una forma sana y rica, que mantener un régimen estricto, severo y poco apetecible. Si nos decidimos a seguir una dieta cardiosaludable además de cuidarnos nos ayudará a protegernos de riesgos cardiovasculares. Porque se puede ser feliz comiendo sano.

A través de los 7 grupos alimenticios creados por el programa de Educación en la Alimentación y Nutrición en los años 60 os damos las claves para seguir una dieta cardiosaludable óptima:

  1. Leche y derivados (quesos y yogur):
    La leche es fuente de calcio, fósforo y vitaminas A y D pero también es una de las mayores fuentes de grasas saturadas en la dieta, por ello es mejor consumirla desnatada o semidesnatada.
  2. Carne, huevos y pescado:
    Modera el consumo de carne roja, ya que suele tener más grasa que las blancas o magras.
    Limita al máximo la ingesta de salchichas y hamburguesas industriales, es mejor comprarlos en carnicería hechos con carnes magras como la de pollo o carnes grasas como la de ternera. Y también de embutidos, que son fuente de grasa y de sal.
    Elige carnes de pollo, pavo y conejo para evitar problemas cardiovasculares, ya que tienen poco contenido en grasa, en especial si se consumen sin piel. Es importante recordar que se debe guisar las carnes con la grasa apropiada, es decir con aceite en moderación.
    El pescado blanco es muy cardiosaludable, también lo son el azul (por su contenido en ácidos grasos omega-3) y el marisco, pero las personas que tienen el ácido úrico elevado deben tomarlos con cuidado.
  3. Patatas, legumbres y frutos secos:
    Consume entre 2 y 3 veces a la semana legumbres, si se combinan con otros vegetales o con arroz mejorará la calidad de su proteína.
    Toma de 2 a 4 raciones a la semana de frutos secos, son una fuente de proteínas y grasas saludables.
  4. Verduras y hortalizas. Y Frutas:
    Conviene tomar 2 o más raciones de verduras y hortalizas al día.
  5. Frutas:
    Toma 3 piezas diarias de fruta, es un alimento esencial para nuestra alimentación.
  6. Pan, pasta, cereales, azúcar y dulces:
    La pasta, el arroz y otro tipo de cereales refinados y especialmente si son integrales, son excelentes para a salud, deben consumirse regularmente combinados con alimentos no grasos.
    Elimina el consumo de bollería y repostería industrial, para no desterrar el dulce de nuestra vida opta por repostería casera, elaborada con poca cantidad de azúcar, grasa y sal, aunque siempre de forma moderada.
  7. Grasas, aceite y mantequilla:
    Utiliza hasta 3 o 4 cucharadas al día de aceite de oliva, de 10 gr cada una, para cocinar o aliñar los alimentos.
    Evita la mantequilla o margarina, de tomarlo lo mejor es que sea solo una vez a la semana.

En cuanto a los líquidos que ingerimos recuerda beber al menos 1.5 litros de agua al día, independientemente de otras bebidas. Además, el vino es cardiosaludable y beneficioso si se toma como máximo dos copas al día en hombres y una en mujeres, durante las comidas. Y que debemos moderar el consumo de bebidas carbonatadas.

Como puedes ver, la dieta mediterránea es una de las mejores para disminuir el riesgo cardiovascular.

Compartir

Deja una respuesta