¿Por qué descansar bien es fundamental para practicar deporte?

0

La práctica habitual de ejercicio físico es una de las recomendaciones más frecuentes de nuestro médico. No obstante, si lo practicamos en exceso y sin las pautas adecuadas, puede resultar dañino. Combinar nuestros entrenamientos con un buen descanso es fundamental para que nuestro cuerpo recupere y podamos alcanzar nuestras metas.

Consejos para añadir el descanso en la práctica de deporte

Un error muy común es realizar descansos cuando el cuerpo llega al  límite y aparece la fatiga. Así pues, con una hidratación adecuada, una correcta alimentación y un descanso reparador, conseguiremos los elementos necesarios para que el cuerpo se recupere y asimile correctamente las sesiones de entrenamiento.

Algunos consejos para conseguir un cuerpo firme sin que nos pase factura son:

  • Debemos dejar descansar nuestros músculos ya que el trabajo en barra y con peso provoca que las fibras y tejidos que componen nuestros músculos se rompan. Con las proteínas que ingerimos y el descanso dejamos que se vuelvan a reconstruir y potenciaremos el crecimiento muscular que tanto deseamos
  • Un mal descanso puede afectar al rendimiento en el entrenamiento y dar lugar a una lesión. Por eso,  es importante que descansemos (del gimnasio) pero también que durmamos las horas necesarias durante la noche.
  • Nuestra mente está sometida a mucha presión y para poder aguantar los esfuerzos que nos exigimos debemos dejar que se despeje y descanse.
  • Es necesario que descansemos siempre, no sólo cuando haya sobrecargas o lesiones. El desgaste al que sometemos a nuestro cuerpo puede llegar a ser severo si no realizamos los descansos adecuados.
  • Debemos realizar descansos entre sesiones evitando que los músculos se entrenen más de lo necesario. De hecho, se recomienda que no se trabaje el mismo grupo muscular dos días seguidos.
  • Para evitar la sobrecarga muscular es recomendable que realicemos un plan de entrenamiento personalizado, progresivo y controlado en el que tengamos en cuenta nuestras capacidades físicas.
  • Para recuperar nuestros músculos podemos realizar baños de contraste, estiramientos, masajes o realizar deportes cíclicos Además, debemos hidratarnos mucho y comer proteínas y grasas saludables como el aguacate o el salmón.

Otra opción de descanso activo       

Si eres deportista profesional y no quieres paralizar por completo tu entrenamiento, puedes hacer ejercicios más pausados, teniendo en cuenta la frecuencia y la intensidad de los ejercicios.

Recuerda:

  • Debemos dormir 8 horas por la noche para que el rendimiento de nuestro entrenamiento sea efectivo
  • La buena alimentación y la hidratación junto con el descanso entre entrenamientos ayudarán a regenerar los tejidos de nuestros músculos.
  • Es necesario que realicemos descansos siempre, no sólo cuando percibas fatiga o tengamos una lesión.

 

Compartir

Deja una respuesta