Consolar a una persona triste: cinco claves para hacerlo correctamente

0

A lo largo de nuestra vida pasamos por diversas experiencias que nos suponen tristeza: un fracaso en los estudios, una pérdida o un problema con una persona de nuestro entorno. Se trata de un sentimiento válido y necesario en el desarrollo de persona, que nos ayuda a reflexionar sobre lo que nos ha sucedido y a aprender. Cuando estamos al otro lado, puede resultarnos difícil consolar a una persona que está triste. Sin embargo, con empatía y tacto podemos ser un buen apoyo para esa persona.

5 consejos para consolar a una persona triste

Cuando una persona que está triste acude a nosotros, es porque confía en nosotros y quiere nuestro apoyo. Con estos sencillos consejos, podremos hacerlo de forma eficaz.

  1. Valida su emoción: cada persona procesa las vivencias de una manera y tiene derecho a sentirse mal o triste. No restes importancia a su problema o lo trates como una exageración. Del mismo modo, no es correcto presionar a la persona para que abandone su tristeza.
  2. A veces, las personas simplemente necesitan desahogarse y ser escuchadas. Escucha pacientemente, sin interrumpir y muestra empatía.
  3. No des consejos si no se te piden: volviendo a lo anterior, las personas hablan sobre sus problemas para desahogarse. Puede que no estén buscando una solución o ya la tengan, pero necesiten compartir su inquietud.
  4. No compares: evita convertirte en el protagonista de la conversación explicando tus propios problemas o comparándolo con otras personas. En este momento, es la otra persona la que necesita tu atención.
  5. Pregunta si puedes ayudar: a veces la otra persona no espera un consejo o solución. Si no te piden un consejo, mejor no lo des. Lo que sí puedes hacer es preguntar a esa persona si puedes hacer algo para ayudarla y ponerte a su disposición.

No obstante, si vemos que esa tristeza es muy profunda o se extiende mucho en el tiempo, también podemos plantear la visita a un psicólogo. Incluso, si tenemos mucha confianza, ofrecernos a acompañarla en su primera visita, aunque siempre respetando su privacidad con el profesional.

Recuerda:

  • La tristeza es un sentimiento normal, válido y necesario para el desarrollo de una persona.
  • La empatía y la escucha son claves para consolar a alguien que está triste.
  • No debemos invalidar la emoción de la persona triste, ya que cada persona otorga más o menos importancia a cada evento.

 

Compartir

Los comentarios están cerrados