Alimento del mes: el plátano

0

El plátano, también conocido como banano o banana en otros países, es una fruta muy popular de sabor dulce y textura cremosa. Además, es una de las frutas tropicales más consumidas en España.

Por qué el plátano:

Es muy versátil y se puede consumir en cualquier hora del día. El plátano es una fruta con un alto aporte de energía, ideal para consumir después de hacer ejercicio o alguna actividad física. Aunque también se ha popularizado en recetas sanas y fáciles como muffins, galletas, helados o tartas.

Como el plátano se puede recolectar a lo largo de todo año y está presente en los cinco continentes. Al ser rico en vitaminas y minerales, es ideal para toda la familia, especialmente niños y adultos mayores. No obstante, por su alto contenido de almidón, no es recomendado para personas diabéticas.

Beneficios del plátano:

Entre las propiedades de esta fruta podemos encontrar, entre otras, un alto contenido en magnesio, potasio, vitaminas A y B, carotenos y fibra:

  • Rico en potasio y magnesio: ideal para deportistas ya que permite la pronta recuperación de los músculos y evita los calambres.
  • Elevado aporte de fibra: regula nuestro tránsito intestinal y nos protege frente al cáncer de colon.
  • Considerado un prebiótico: es capaz de reducir el riesgo de sufrir obesidad, favoreciendo la perdida de peso.
  • Debido a su alta fuente de energía ayuda a tratar la fatiga y la anemia.
  • Tiene un efecto saciante.
  • Mejora la densidad de nuestros huesos y es capaz de reducir enfermedades cardiovasculares.
  • Es capaz de neutralizar y reducir la acidez gástrica y calmar los ardores del estómago, gracias a su alcalinidad
  • Alto contenido en ácido fólico que favorece al sistema inmunológico.
  • Bajo contenido en sodio, por lo que es muy recomendable para personas con hipertensión.

El valor nutricional del plátano: 

Dependiendo de la maduración del plátano su sabor y su valor nutricional variará. La mejor manera de consumirlo es en un punto medio, ni muy verde ni muy maduro.

El plátano verde posee un alto nivel de almidón mientras que, un plátano maduro, tendrá un mayor nivel de sacarosa, lo que producirá un mayor impacto en nuestra glucemia. Es decir, la energía aportada por el plátano será de más rápida absorción si este está en un estado más maduro.

Si bien la mayoría de nosotros cree que el plátano es contraproducente a la hora de hacer dieta y perder peso, la realidad es que esto no es cierto. El plátano consumido en moderación aporta una gran cantidad de beneficios y nutrientes a nuestro cuerpo, además, si combinamos la dieta con alguna actividad física, el plátano será nuestro gran aliado.

Recuerda:

  • Gracias a su versatilidad el plátano es una fruta ideal para llevar y consumir como merienda.
  • Por su alto nivel de potasio y magnesio es ideal para la recuperación de energía de deportistas y niños.
  • Es compatible con todas las dietas, en moderación, incluso si buscamos perder peso.

 

Compartir

Deja una respuesta